Alergólogo Barcelona: recomendaciones para sobrellevar las alergias en invierno

Recomendaciones de nuestro alergólogo en Barcelona para sobrellevar las alergias en invierno

Durante los meses más fríos del año muchas personas no se libran de sufrir reacciones alérgicas. Según nuestro alergólogo en Barcelona en la mayoría de casos se trata de resfriados o gripes estacionales, cuyos síntomas son muy parecidos. Sin embargo, hay ciertos factores ambientales relativos al invierno que pueden favorecer la incidencia de los alérgenos y saber cómo controlarlos es clave para aliviar las molestias típicas de las alergias respiratorias en esta época del año. Toma nota de las recomendaciones de tu clínica de alergología en Barcelona y evita que los síntomas irrumpan con fuerza y afecten tu salud.

Tipos de alergias en invierno

Las alergias se suelen a asociar a estaciones del año como la primavera y el verano debido a la presencia de polen propio de la época de floración. Sin embargo, también tenemos que tener cuidado con las alergias de invierno, porque los cambios de temperatura y los ambientes húmedos pueden incrementar el desarrollo de alérgenos y favorecer la aparición de reacciones alérgicas.

Por un lado, el polen también está presente en invierno, y no solo en primavera como suele creerse. Finales de enero, febrero y principios de marzo son los meses en los que se producen más alergias provocadas por las cupresáceas, como cipreses y arizónicas, cuyo polen es el segundo más agresivo en España. El aumento de estas plantas en jardines y parques hace que, especialmente en días de invierno soleados y cálidos o con más viento, los síntomas como picor de ojos, lagrimeo, enrojecimiento, estornudos, picor nasal o congestión nasal, empeoren. En el caso de personas con asma asociada, también puede darse dificultad para respirar, silbidos en el pecho, opresión torácica o tos seca.

Otro factor a tener en cuenta es que el uso de la calefacción en esta época del año en el interior de las viviendas produce una mayor sequedad ambiental, haciendo necesario el uso de humidificadores. Estos aparatos suelen propiciar el crecimiento de moho y humedad en algunas zonas de la casa que, si no se revisan constantemente, pueden ser focos de alergias producidas por hongos. Lo mismo ocurre en viviendas ubicadas en el litoral, donde esa humedad ya está presente de manera natural.

Además, los cambios de temperatura favorecen síntomas de una rinitis vasomotora, es decir, la aparición de estornudos o agüilla nasal al pasar de un ambiente frío a uno caluroso o viceversa. Y por último, la falta de ventilación hace que los alérgenos como los ácaros se concentren más en los hogares, entrando en contacto con las personas y desencadenando reacciones alérgicas.

Recomendaciones para combatir las alergias de invierno

Si bien la forma más efectiva de combatir las alergias en invierno es con un tratamiento personalizado acompañado de un seguimiento médico, es posible reducir su impacto con algunas prácticas y comportamientos en el día a día, tanto dentro como fuera de casa. Nuestro especialista en alergología en Barcelona nos brinda algunas recomendaciones para ayudarnos a sobrellevar los síntomas más molestos.

  • Ventilar diariamente el hogar. Aunque haga frío, es importante renovar el aire del interior para evitar que los alérgenos se concentren. Abre las ventanas al menos 10 minutos al día.
  • Hacer uso de deshumidificadores. En invierno es necesario que mantengamos unos niveles de humedad por debajo del 40% para evitar la proliferación de microorganismos como los hongos, que puedan desencadenar alergias. Inspecciona a menudo el interior y exterior de la casa para detectar y reparar posibles zonas afectadas por la humedad y moho y, si es necesario, utiliza deshumificadores para deshidratar el aire.
  • Mantener una limpieza correcta y constante. Un hogar lleno de polvo es un hogar lleno de ácaros y, por lo tanto, un foco de alergias. Cambia las sábanas cada semana lavándolas con agua caliente al menos a 60º, limpia a menudo el polvo de muebles y objetos, pasa la aspiradora a diario especialmente si tienes alfombras, utiliza preferiblemente un sistema de limpieza con vapor para textiles, limpia y revisa los filtros de los equipos de aire acondicionado y/o calefacción, ten especial cuidado en mantener lo más seco posible el cuarto de baño (duchas, mamparas y toallas).
  • Vigilar las plantas. Debido a la humedad en invierno y a los cambios de temperatura, es posible que las plantas de interior sufran la formación de hongos y putrefacción en las raíces. Vigila el estado de las hojas y de la tierra e las macetas para evitar la proliferación de microorganismos.
  • Tener más cuidado los días de mucho viento o más cálidos. Evita salir a pasear o hacer ejercicio en parques y jardines con alta densidad de cupresáceas y en urbanizaciones, especialmente en los días soleados y más ventosos de invierno.
  • Hacer uso de mascarillas. Son las protagonistas del año y llevarlas es obligatorio cada vez que sales de casa. Ya hemos hablado en otro artículo sobre las más adecuadas para las personas alérgicas y cómo pueden ayudarte a que el polen no entre en las vías respiratorias, reduciendo así los síntomas y el uso de antihistamínicos.
  • No descuidar el aseo personal. Aunque en invierno sudemos menos, el polen está siempre presente y su presencia en la ropa o en la piel puede reducirse si nos cambiamos de manera continua y si nos damos una ducha rápida cada noche antes de acostarnos. Termina el día con una buena higiene y reducirás estornudos, lagrimeos, secreción nasal, escozor en la garganta, nariz y ojos, entre otras molestias.

 

Ahora que sabes como evitar que los alérgenos en invierno pueden afectar tu salud, es hora de empezar a tomar cartas en el asunto y seguir estas recomendaciones para evitar lo más el posible entrar en contacto con los mismos. No obstante, si presentas un cuadro alérgico en esta época del año, recuerda siempre acudir a tu alergólogo en Barcelona para que haga las pruebas necesarias y determine la necesidad de un tratamiento personalizado. En PB Clinical estamos a tu disposición para resolver cualquier duda y llevar un seguimiento constante. ¡Contáctanos!