Alergia al marisco consejos de nuestro alergólogo en Barcelona - PB Clinical

Alergia al marisco: consejos de nuestro alergólogo para que no te afecte en tus comidas veraniegas

La alergia al marisco es una de las causas de consulta más frecuentes para nuestro alergólogo en Barcelona. En un país como el nuestro, que incorpora este alimento en la dieta como uno de los más apreciados por su gusto y calidad, ser alérgico al marisco puede suponer un problema, no tanto en la rutina diaria pero sí en la vida y relaciones sociales.

¿Quién no celebra durante las vacaciones veraniegas una paella con familiares y amigos? En verano, restaurantes y chiringuitos se llenan a diario de personas que se acercan a degustar los deliciosos y frescos productos de nuestros mares, y para una persona con alergia eso puede conllevar verdaderos quebraderos de cabeza.

Porque si padeces alergia al marisco, aunque sea a una especie muy concreta, lo más habitual es que tu médico especialista en alergología en Barcelona te haya recomendado que evites cualquier tipo de contacto con productos de la misma familia, incluso que evites la ingesta de pescado, dado que es muy común que existan alergias cruzadas y esta se acabe manifestando al ingerir cualquier alimento similar.

Por lo tanto, la primera directriz que deberás seguir es despedirte de la paella, las gambas y todos aquellos alimentos susceptibles de provocarte una posible reacción. Pero, aunque se trata de una prohibición muy clara, no es tan sencillo cumplirla, y no solo porque uno desearía abandonarse frecuentemente a la degustación de una exquisita langosta, sino por las precauciones extremas que deben adoptarse si decidimos compartir con los nuestros un rato en un restaurante.

Obviamente, hay que avisar al personal del local de que uno de los comensales padece alergia al marisco. Hoy en día, en la mayoría de los restaurantes existe una cierta sensibilidad hacia el tema de las alergias, así que probablemente estén habituados a extremar las precauciones debidas: utilizar utensilios, recipientes y zonas diferentes para manipular los alimentos destinados a la persona con alergia para evitar indeseables contaminaciones, etc.

Si bien es cierto que se ha mejorado mucho en los últimos años, también lo es que no todos los locales son iguales, y menos tratándose de chiringuitos de playa. Antes de ir a uno, asegúrate de que reúne las condiciones higiénicas adecuadas para atenderte como es debido; si no, rehúsa comer en él.

Por otra parte, debes tener en cuenta que los alérgenos del marisco no solo te pueden afectar cuando los ingieres. Basta con inhalarlos para que puedas sufrir una reacción, así que evita acudir a lugares con planchas donde cocinen el marisco y el pescado a la vista porque no son una buena idea. Tampoco es conveniente que te acerques a barbacoas o fiestas populares en las que celebren sardinadas o cocinen paella o fideuà. Seguro que puedes encontrar algún plan alternativo igualmente seductor y menos peligroso para ti.

Aléjate igualmente del vecino habituado a asar sardinas y calamares en su jardín. Como hemos dicho, el vapor y los humos derivados de la cocción de estos productos pueden llegar a afectarte, por lo que debes informarle de ello con el fin de que te avise cuando tenga previsto cocinar este tipo de alimentos y tú puedas tomar las medidas necesarias.

En cualquier caso, es tu alergólogo el que te ayudará a establecer los límites entre lo que debes o no ingerir y sobre hasta qué punto te puede afectar el contacto con estos productos. Dependerá siempre de lo graves que sean los síntomas de tu alergia al marisco. Por eso, es fundamental que acudas a nuestra clínica de alergología en Barcelona. Tras realizarte las pruebas necesarias, nuestro alergólogo en Barcelona podrá establecer, según tu nivel de alergia, qué pautas alimentarias e higiénicas deberás seguir a partir de ahora y cómo extremar precauciones durante tus comidas veraniegas para que puedas disfrutar de las reuniones sociales sin preocupaciones.